domingo, 26 de febrero de 2012

Rosquillas de anís


Rosquillas de anís  
  
                                                                
Hola, hace muchos años que hago rosquillas, posiblemente desde qué tenía 3 años ya me daba mí madre trocitos de masa para estirar y formar roscos que ella freía.

 Es uno de mis dulces preferidos. 

Creo que es posible que tenga más de 150 recetas distintas de rosquillas qué intentaré ir poniendo poco a poco el blog.
Ésta receta es la primera que tengo escrita en el cuaderno de dulces, me la dio mí madre siendo muy niña. Sé la dedico con todo mi amor y cariño. Son suaves y muy muy ricas.

Ingredientes para unas 24:                                                  
- 600g harina todo uso
 - 9 cucharadas de azúcar 
- 3 huevos grandes
 - 1 medida de cáscara* de aceite de oliva
- la ralladura de 1 limón
 - 2 sobre doble de gaseosas                 - 1 copa de anís cazalla. 
                                                                   
Como hacer: 

*mediremos en una tacita lo que mide el volumen de un huevo, de éste modo la usaremos para medir el aceite evitando el posible contacto con la cáscara.

Triturar el azúcar con la cáscara del limón hasta que este fino o machacarlo con el mortero, qué es cómo se hacía antiguamente.

Cascar los huevos de uno en uno en una taza, con la precaución de medir el volumen del primero. 

Batir los huevos hasta que estén espumosos, echar el aceite y el azúcar molido con el limón, mezclar con una cuchara de palo. 

Echar el anís y mezclar. 

Añadir la harina poco a poco junto a las gaseosas.
Mezcla bien y no amasar mucho pues saldrían duras, solo lo suficiente para que se mezclen bien todos los ingredientes. Sé tapa la masa y se deja reposar media hora.

Hacer bolas de un tamaño similar y colocarlas en una mesa con harina para que no se peguen y dejar reposar de nuevo mientras calientas el aceite. 
Mí madre siempre se va untando las manos con un poquito de aceite para evitar que se pegue la masa en las manos.                                                      
Cuándo él aceite esté caliente, coger las bolas y hacerles un agujero en el centro, estirarlas un poco. 

                                                                             Ir formando las rosquillas y freír de pocas la vez para que puedan crecer y freírse bien por los dos lados sin que se doren demasiado.                                                                                                 Escurrir bien y pasar por azúcar. Estoy segura de que cuando las probéis os van a encantar. ¿Otra tanda? 



  1. Gracias.
                 

2 comentarios:

  1. Pilar tienen una pinta exquisitaaa...me encantannn

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchas gracias Rosa Hidalgo. estoy empezando. tu comentario me llena de alegria ya que me diga esto una esperta como tu. mil gracias guapa.

      Eliminar

Muchas gracias por tu comentario, un blog crece gracias a ellos.

Si quieres que hable de tu producto, házmelo llegar y yo lo pruebo,
contacta conmigo en lasdeliciasdepilar@hotmail.com.

Si tienes alguna pregunta sobre cualquier receta no dudes en preguntar, te contestare debajo de tu comentario.
Muchas gracias por tu visita y si te gusta mi cocina hazte seguid@r, entra en la versión web donde podrás hacerlo y no te perderás ninguna de mis recetas e historias.