miércoles, 25 de abril de 2012

Triángulos de chocolate


Triángulos de chocolate caseros


Hoy mi marido me ha pedido que intente igualar unos triángulos de chocolate rellenos de leche condensada, que el comía cuando estaba en la mili. 

Dicho y hecho. 
El resultado, según el mismo, especial.

Tengo una receta infalible de bizcocho blanco, elaborado con claras, muy suave y esponjoso, ideal para cualquier bollería casera, el cual os recomiendo para tartas y pasteles.



Ingredientes para 6/8 triángulos:
Para el bizcocho blanco:
- 150 gramos de harina de bizcocho (ya tiene levadura)
 -100 gramos de harina fina de maíz (en este caso maicena)
- 70g de azúcar
- 1 cucharadita de levadura química
- 4 claras (en esta ocasión he usado de las pasteurizadas que venden en el mercadona)
- 2 cucharadas grandes de aceite de girasol
- ½ vaso de leche
Para el relleno:
- 150g de mantequilla a T.A.
- 60g de leche condensada.
Para el baño de jarabe:
- ½  vasito de vino moscatel
- 1 vasito de azúcar
- 1/3 vasito de agua

Para la cobertura:
- 1 tableta de chocolate de cobertura, a ser posible del 50% de cacao ó del 70%
- 3 cucharaditas de mantequilla
- 2 cucharaditas de leche.
- Media tableta de chocolate blanco para adornar.

Como hacer:
Primero pesamos y juntamos todos los ingredientes secos.
Después, ponemos en un bol las claras, las batimos un poco con las varillas, lo suficiente para romper la estructura de las claras y queden más líquidas, no es necesario montarlas; añadir el aceite y la leche, mezclar.



Incorporar suavemente la mezcla de harinas, tamizándola encima. 

Mezclar bien.
Ahora llega lo bueno:
Usaremos un molde de cristal o plástico que sea apto para cocinar en microondas.
Untar con mantequilla, de 24cm de diámetro y ponemos papel de horno en el fondo. 

Echamos la mezcla sobre el molde y cocemos en el microondas, sí en el microondas, por espacio de 6 minutos, a 800w. 

Si vuestro microondas tiene 850W, lo ponéis 5´5minutos.

Cuando salte el tiempo, esperar dos minutos sin abrirlo para que siga cocinando.

Pasado el reposo, pinchar en el centro para comprobar que esta hecho (si no fuera así, poner 1 minuto mas a cocer, misma potencia más otros dos minutos de reposo antes de abrir la puerta).

Sacar y lo dejamos reposar fuera hasta que enfríe al menos una hora. 
*Por supuesto que ésta misma receta se puede cocer en horno convencional: mismos pasos para elaborarlo, horno precalentado a 160º sin aire, durante al menos 40 minutos. Pinchar para comprobar que está bien cocido. No useis grill para que quede bien blanco.

Tendréis un sabroso y esponjoso bizcocho en tiempo de escándalo.


Mientras enfría el bizcocho, preparamos el relleno:
Poner la mantequilla en el microondas, diez segundos, remover y echar encima de la leche condensada que tendremos a temperatura ambiente.
Esperar hasta que la mantequilla se enfríe, batir para mezclar. Reservar.

Ahora haremos el jarabe:
Ponemos en un cazo a hervir todos los ingredientes, durante ocho minutos, al mínimo.
Una vez cocido, reservar.

Empezamos el montaje:
Desmoldar el bizcocho (que tiene que estar totalmente frío antes de manipularlo) y le quitamos el papel que tenia en el fondo. 

Cortamos en tres discos regulares.

Pincelamos el jarabe caliente en los tres discos y dejamos reposar 4 minutos para que empape bien el bizcocho.

Seguidamente, extendemos el relleno de crema de mantequilla con leche condensada, en dos de los tres discos.

Ahora montamos los discos del bizcocho y cortamos en las porciones que queráis. A mí me gustan bién grandes, cómo los triángulos de pastelería, en seis raciones, pero también se puede cortar en ocho porciones.

Calentamos el chocolate en un bol apto para el microondas, con la leche y la mantequilla (yo suelo hacerlo por tandas, así no recaliento el chocolate, solo caliento lo necesario para cada paso)

lo ponemos al mínimo de potencia y vamos calentando de medio minuto, removemos y otro medio minuto, así hasta que este bien disuelto. 

También lo podemos hacer al baño maría.
Colocamos las porciones de bizcocho en un plato grande y pintamos con el chocolate por todas las caras, cómo os muestro en la foto. 

Dejamos en el frigorífico media hora para que endurezca el chocolate. Así hasta cubrir bien todas las caras de los triángulos.
Colocamos bien derechos en el plato y hacemos unas rallas con un tenedor a la cara superior.

Adornamos con unos hilos de chocolate blanco por encima.

Dejar enfriar totalmente una hora en el frigorífico, colocamos en la fuente de presentación y a comer.

Espero que os gusten. 
Están realmente buenísimos. 
A mi personalmente me gusta más relleno de crema de mantequilla o crema pastelera, pero al ser una petición especial de mi marido, los he hecho de crema de mantequilla con leche condensada.





4 comentarios:

  1. Que maravilla,madre mia como me ha gustado,nunca lo habia visto a si de esta manera,un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias Encarna. ya ves, invenciones que se intentan y encima salen buenisimas.

      Eliminar
  2. Hola Pilar, que ricos te han quedado estos triángulos y rápidos de preparar y sin horno.Muy buenos.
    Besoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Montse. La verdad es que éste tipo de bollería dá muy buenos resultados, te animo a que los pruebes, te garantizo que los vas a repetir a menudo. Con chocolate blanco están para morirse. Besos dulces preciosa. Muakkkkkk

      Eliminar

Muchas gracias por tu comentario, un blog crece gracias a ellos.

Si quieres que hable de tu producto, házmelo llegar y yo lo pruebo,
contacta conmigo en lasdeliciasdepilar@hotmail.com.

Si tienes alguna pregunta sobre cualquier receta no dudes en preguntar, te contestare debajo de tu comentario.
Muchas gracias por tu visita y si te gusta mi cocina hazte seguid@r, entra en la versión web donde podrás hacerlo y no te perderás ninguna de mis recetas e historias.